Reseña del libro “Viajeras. El manual para preparar viajes y lanzarte a descubrir el mundo”

Menudo título, ¿eh? Pues es cierto. Cuando descubrí este libro no pensé que fuera a ser el punto de partida de una nueva etapa en mi vida. Hasta entonces no me había planteado la idea de viajar en solitario, porque ya sabéis, eso de viajar sola daba un poco de miedo. Pero entonces lo descubrí y entendí que hay muchísimas más mujeres que viajan solas y que además, se habían preocupado por escribir este librito para ayudarnos a las demás a salir de nuestra zona de “confort” y descubrir que podemos valernos por nosotras mismas.

Os estoy hablando de Viajeras. El manual para preparar tus viajes y lanzarte a descubrir el mundo. Sus autoras son Verónica Boned Devesa, Doris Casares, Itziar Marcotegui, Almuden Sánchez Fernández, Carmen Teira y Aniko Villalba; y cuenta, además, con nueve colaboraciones de otras mujeres que también han viajado por todo el mundo en solitario.

“Vivimos en una época en la que viajar es cada vez más fácil y, sin embargo, estamos llenas de dudas. Viajar a ese país ¿no es peligroso? ¿Si me voy sola soy más vulnerable? Y ¿qué me llevo, maleta o mochila? ¿Podré conseguir tampones si los necesito? ¿Es seguro usar las redes sociales e alojamiento? ¿Y hacer autostop?”

Así presenta el libro en la contraportada. ¿Cuántas veces os habéis preguntado todo eso antes de viajar? Pues imaginaros si encima os estáis planteando viajar solas. Porque sí, lejos de ideología dominante que nos ha metido en la cabeza una y otra vez que las mujeres somo seres indefensos que necesitamos de la presencia de un hombre para sobrevivir —así en general—, las mujeres podemos viajar solas, y no pasa NADA. Eso sí, por mucho que nos guste la idea de que hemos conseguido esa “libertad”, no somos libres en absoluto y aún debemos tener en cuenta ciertas cosas dependiendo del lugar al que hayamos decidido viajar.

Pero vayamos por partes.

Piensa en ti

Vale. Has dado el primer paso. ¿Y ahora qué? Pues es muy sencillo. Piensa en ti; en esos lugares a los que siempre has querido ir pero nunca te has atrevido; en el tipo de viaje que te apetece probar —con mochila o sin ella; un país pobre o rico—; ten en cuenta tu presupuesto y el tiempo del que dispones; haz un trabajo de introspección y descubre qué es lo que buscas con este viaje; ¿viaje organizado o viaje improvisado?; ¿qué documentación se necesita?; ¿y seguro?; en esta guía encontrarás toda esta información y más, muy detallada, con consejos y experiencias de las propias autoras.

Viaja sola
Gallipolli (Italia)

Me he decidido: quiero viajar sola

En este libro te darán válidos consejos y experiencias que estas mujeres han tenido en su vida como viajeras. Y como todo en la vida, no todo son cosas buenas, así que te muestran las ventajas y desventajas que puede tener viajar sola. Además, encontrarás trucos para que el comienzo no sea tan difícil y una lista de información en la red por si todavía te quedas con más dudas.

¿Qué tengo que llevar?

Pues como te comentaba en aquella entrada sobre las cosas obvias que todo viajero debe saber, todo depende del tipo de viaje que hayas decidido realizar. Gracias a todas las posibilidades que plantean en esta guía podrás decidirte entre mochila o maleta; qué equipaje es necesario en función del tiempo que vayas a emplear en viajar; qué no es necesario y es mejor dejar en casa, por ejemplo, objetos femeninos tales como secador, planchas de pelo, depiladoras, laca de uñas —yo personalmente evitaría llevar este tipo de cosas a un viaje, pero es cuestión de preferencias—.

¿Y qué pasa si enfermo?

En este libro te ofrecen una serie de consejos que deberás realizar antes de partir para ir sobre seguro. Además, conocerás las vacunas necesarias para ir a según qué país, qué enfermedades puedes contraer y cómo, y qué hacer en caso de enfermar o tener un accidente. Pero cuando viajamos lo mejor que podemos hacer es tener en cuenta aquellas cosas que no debemos hacer, y de ese modo, mantener nuestra salud a salvo y evitar tener que buscar soluciones que nos puedan fastidiar el viaje. Asimismo, encontrarás información en caso de embarazo.

Consejos para el viaje

Este es el apartado más importante —desde mi punto de vista— de la guía. Las autoras nos aconsejan dónde dormir o comer y cómo moverse, algo que podría servir tanto para hombres como mujeres. La singularidad del libro está en apartados como los dedicados a la higiene personal, a los romances que surgen en las rutas o a la homosexualidad. Además, nos dan trucos para saber gestionar el dinero tanto en las compras que podamos hacer, las propinas —en algunos países son fundamentales— o para ahorrar dinero durante el viaje. En este capítulo se trata un tema que a mí me gustó muchísimo: cómo hacer que tu viaje sea algo más que turismo.

Viaja sola
El puerto viejo de Dubrovnik (Croacia)

Me gustaría sentirme segura

En algunos momentos nos podemos sentir inseguras en nuestro viaje. Es normal, antes, durante y después. Pero a veces la inseguridad va mas allá. Las autoras del libro han pasado por vivencias y experiencias que te harán empatizar con ellas y sentir que no estás sola. Podrás descubrir algunos trucos para estar más segura durante tu viaje, con consejos a seguir en estaciones, transportes y alojamientos. Por otro lado, en un capítulo muy muy interesante, te darán más consejos para deshacerte de hombres pesados y del acoso sexual; también sabrás qué hacer en caso de violación, algo que, lamentablemente, hay que tener presente.

No me decido…

Si tienes una larga lista de destinos que te gustaría visitar, puedes consultar una mini guía de algunos países. Un repaso por los destinos más controvertidos. No son consejos sin conocimiento, ellas han viajado por esos destinos. Conocen de primera mano la experiencia de ser mujer y viajar sola por países como Brasil, la India o Nepal.

parlamento de Budapest
Parlamento de Budapest (Hungría)

Cuando leí este libro estaba en una época en mi vida en la que no me conocía demasiado bien, me había perdido en un mar de emociones contradictorias y poco me entusiasmaba. Si en febrero me regalé esta guía, en junio me decidí a preparar mi primer viaje en solitario: un Interrail por Europa durante más de un mes. Durante mi viaje descubrí que había muchas cosas que no me gustaban de mí misma pero que había otras que había perdido por el camino y que eran lo que me definían. Cuando volví entendí que para mí, viajar era una forma de entender la vida y que iba a dedicar el resto de mi existencia a descubrir y recorrer el mundo, sola o acompañada. Ya no me daba miedo salir de mi ciudad y pasar tiempo conmigo misma, me había conocido de nuevo y por fin podía hacer las paces.

Esa fue mi experiencia. Viajar sola puede ser simplemente eso, una decisión. También puede ser, como en mi caso, una búsqueda. En cualquier caso, será una experiencia única en tu vida y que jamás olvidarás.

viaja sola por Roskilde
De paseo por Roskilde (Dinamarca)

Y tú, ¿te atreves a viajar sola?

Guardar

Guardar

No te cortes, comenta...

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: